Consejos Datos mochileros Escapadas Inspiración Reflexiones RoadTrip

Viajes sobre ruedas, la mejor forma de viajar post cuarentena

El mundo está en pausa hace más de 3 meses. Un virus vino a enseñarnos a creer más en lo invisible, a pausar el ritmo frenético que llevábamos, a entender que planear – ni siquiera a corto y mediano plazo – tiene mucho sentido, pero es lo que nos mantiene viva la ilusión que hoy está con la llama bajita.
De la noche a la mañana, el mundo se detuvo cerrando fronteras, cortando el tráfico aéreo, y con ello, llegó una crisis mundial que dejó a millones de personas cesantes y puertas adentro.
La industria del turismo fue una de las más afectadas, y recién después de los 100 días, se están empezando a «abrir las puertas» de aquellos países europeos que fueron más afectados como España e Italia.
La forma de viajar cambiará.
Y espero que sea a favor del planeta.

Y en vista de cómo están las cosas, hoy más que nunca me hace muchísimo sentido la forma de viajar de la que nos enganchamos fuerte hace algunos años atrás.
Y aquí, en este post, basado en mi experiencia por supuesto, te vengo a contar por qué el road trip -o viaje sobre ruedas- será el formato más acorde al contexto de película de zombies que estamos viviendo.

Reserva Nacional de Paracas con el oceano pacífico del Perú a nuestro pies. Uno de nuestros patios traseros favoritos de Sudamérica.

En movimiento, pero aislados: Ya no se trata de viajar desde tu casa a través de un libro o una película. Sino de ponerle ruedas – y alas – a tu hogar. Solo, en pareja o en familia, viajarás con un grupo de gente reducido, y en un espacio reducido, que te obligará a tomar más contacto con la naturaleza, teniendo cada nuevo día, un nuevo jardín.

Tu propio hotel (y de mil estrellas): La comodidad de ahorrarte las horas de búsqueda on line de alojamientos, será ganado en actividades como leer, jugar con tus hijos, caminar por la eternidad de una playa, hacer deporte, dormir una siesta, o cualquier actividad placentera o hobbie que descubras en este nuevo formato de viajar lento, a la velocidad del paisaje, degustando cada curva del camino

Tu restaurante ambulante: Ya no dependerás de la sincronía del universo, esperando que en un acto de magia el cosmos te mande un restaurante en la ruta justo cuando te baje un hambre feroz. Esta forma de viajar te permite planificar tus próximos desayunos y almuerzos y días previos compras en mercados o locales en la ruta, y ya está. Y se los dice alguien que viajó por 22 meses en una furgo sin refri. El gasto en comida además, se reduce drásticamente, comes más saludable y compras menos productos envasados, lo que supone un granito de arena a este contaminado mundo.
Y bueno, nunca está de más darse de vez en cuando un gustito por ahí en un restaurante familiar de comida casera, y al menos yo, elijo siempre a los mercados locales por sobre las cadenas gringas.

Sin aeropuertos ni traslados llenos de control: Asumo que una de las cosas que más van a cambiar, al menos al principio apenas esto pase, serán los controles aeroportuarios. Seguramente ahora exigirán más horas de antelación a la salida del vuelo, te pedirán certificados de vacunas, y este trámite de cruzar fronteras aéreas será una pereza que de pensarlo, casi que se me quitan las ganas de viajar.
Y digo «casi» porque en verdad nada ni nadie me quitará las ganas de viajar.

Viaja por tu propio país: El turismo a nivel mundial se vió tremendamente afectado por esto del Covid 19, eso no es novedad. Pero si queremos aportar, partamos por casa. Tu país te necesita!! No sé de dónde me lees, pero si eres chileno/a como yo, aprovecha el pedazo de país que tienes. Hay para todos los gustos: montaña, mar, desierto, y nuestro alucinante sur. Yo apenas pueda me largo a la región de la Araucanía para conocer al fin Malalcahuello, Conguillío, y toda esa zona que espero alcanzar a ver con nieve.

Además, cualquier cosa que pase -sabiendo que mientras no haya vacuna, todo es muy incierto aún- estarás en tu país y no te quedaste varado en un país lejano, que créeme: todos los viajeros que conozco y se quedaron hasta en islas paradisíacas sin poder regresar, nada de bien lo han pasado.

Al menos yo, tengo pensado viajar el 2021 por trabajo, si es que junto a DeSafari podemos retomar nuestro viaje a África en mayo. Pero dentro de este 2020, por más que se pueda volar mañana, yo me quedaré en casita, engordando de datos útiles y anécdotas este blog, y esperando poder darme una vueltita en furgo por el sur de mi alucinante país.

Sin depender de medios de transporte: Otro detallito que te quita mucho tiempo de disfrute. Olvídate de las horas en internet averiguando cuál tren o bus debes tomar para llegar a tu próximo destino. En cambio, en tu propia casita con ruedas, con google maps o un mapa rutero y la app Ioverlander que te soluciona la vida misma, estás listo. Y qué mejor más cómodo y seguro que ir tú o tu compañero al volante, y teniendo la libertad de elegir cuándo parar a estirar las piernas, a tomar fotos, a comer o descansar. Y si hay algo que yo al menos evitaré post pandemia, es andar en medios de transporte encerrada y con bichos volando al por mayor. En tu propia casita con ruedas, eres tú y tu pareja o amigo/a el único responsable de tu seguridad e higiene. Además, si apenas aguanto una hora de ida al supermercado con la mascarilla puesta, no me imagino con ella por varias horas en un trayecto de bus o avión.

Ir a tu ritmo y así visitar lugares turísticos sin gente: Si hay algo que aprendí cuando empecé a vivir la vida en la Chirimoya (nuestra furgo) fue averiguar en las agencias los horarios de los tours, y así hacer el itinerario al revés o a destiempo para poder estar casi solos en los lugares más masivos. Y no necesitas estar haciendo un road trip por todo un país o continente para hacerlo. Si te gusta sacar buenas fotos, y las masa de turistas, sabotean tu objetivo, arrienda un auto y date una vuelta por 2 agencias (verás que el mismo tour que ofrecen en todas partes sale más menos a la misma hora) Lo hice en Capadocia y terminé yendo en la tarde a aquellos lugares que suelen visitar en la mañana y vice versa.

Considera además que mientras más lento viajes y menos te muevas, tu viaje será aún más Eco: Económico y Eco Friendly.

Si estás considerando viajar sobre ruedas pero no tienes tu propia furgoneta para transformarla en casa, nosotros te ayudamos: Contamos con 2 furgos (pronto crecerá la familia) y nuestra pequeña empresa de arriendo de furgos viajeras tiene sede en Chile pero alas en sus países vecinos. Encuéntranos en Instagram como @Sudamericampers

Y tú, sueñas con hacer un viaje por carretera? sin vuelos? por tu país? sin riesgos de cancelaciones ni trámites lentos? Entonces, piénsalo. Porque el road Trip llega para instalarse como una nueva forma de viajar, que de nueva no tiene nada, pero que sin duda, después de esto, se sumarán más miembros al club de overlanders.

Y por experiencia propia, es una forma de moverse por el mundo de la que te haces adicto/a sí o sí.

Porque una vez lo pruebas, ya no hay vuelta atrás.

Quizás también te interese leer esto:

No hay comentarios aún

Comentar